Reposteria

Talleres Esperanza es una corporación que lleva 31 años capacitando a jóvenes y adultos mayores de 15 años en condición de discapacidad cognitiva para que tengan la posibilidad de desempeñarse en actividades productivas.

 

A lo largo del año, las personas realizan diferentes tipos de trabajos manuales y participan en otras actividades que los ayudan a integrarse en la sociedad desempeñando los oficios de su preferencia.

 

Una corporación única

Talleres Esperanza es una corporación única porque está conformada por los padres de los jóvenes, lo cual aporta sentido de pertenencia y oportunidad de participación activa. Asimismo, centra su filosofía en el apoyo y asesoría en la construcción individual de proyectos de vida centrados en intereses y capacidades de los aprendices.

 

Adicionalmente, tiene una amplia experiencia en formación en talleres vocacionales y  laborales para adultos en los que se mantiene un equilibrio entre el trato y la exigencia y las capacidades y la edad cronológica de cada aprendiz.

 

Esta corporación cuenta con una sólida infraestructura, instalaciones y maquinaria adecuada para la realización de las tereas que se realizan y un horario de atención que facilita la inmersión de los jóvenes en los talleres y su máximo aprovechamiento.

 

“Buscamos el fomento de la participación familiar, laboral y social del joven y adulto en condición de discapacidad cognitiva, encauzando las habilidades que le permitan, de manera integral, desarrollarse como seres humanos dignos y participativos”, afirman los voceros de la Corporación.

 

Talleres Esperanza hoy

Los 42 aprendices que llegan todas las mañanas a Talleres Esperanza tienen tareas específicas que realizar. Dependiendo de sus gustos, habilidades e intereses, pueden escoger entre los talleres de cerámica, tejidos, repostería, estampación y encuadernación.

 

En Talleres Esperanza no todo es trabajo. También hay actividades recreativas como las clases de deportes, que se dictan los viernes, y les permiten prepararse para participar en diferentes disciplinas en las Olimpiadas Iberoamericanas Fides Compensar. Los martes y jueves en la tarde reciben clases de música (Coral, Tuna y Grupo Instrumental).

 

También participan en actividades alternas como los sistemas y tarjetería. El fortalecimiento del área intelectual lo reciben una vez a la semana. Esta actividad está organizada en cinco grupos, según el desarrollo de cada alumno, de lunes a viernes en la mañana.

 

Las diferentes clases les permiten a las personas que pertenecen a la Corporación potenciar sus habilidades en el desarrollo de un oficio y el fortalecimiento de las áreas intelectual y cognitiva. Asimismo, cuentan con apoyo emocional de carácter individual, familiar y grupal y pueden hacer parte del Programa de inclusión laboral.

 

Lo más importante para los miembros de Talleres Esperanza es la posibilidad de pertenecer a una comunidad donde se les trata con amor, se desarrollan sus habilidades intelectuales y sociales con un equipo de profesionales capacitados y se les permite convivir en un ambiente donde son personas felices.

 

Los jóvenes que ingresan a Talleres Esperanza pueden permanecer en la Corporación el tiempo de su preferencia. Reciben los servicios de lunes a viernes, de 8 a.m. a 4.15 p.m., durante todo el año. Tienen vacaciones en Semana Santa y fin de año (20 días hábiles de diciembre a enero).

 

Hacia la producción

A lo largo de los años, los directores y miembros de Talleres Esperanza fueron definiendo las actividades y talleres que ofrecerían, teniendo en cuenta cuáles eran apropiadas para el desarrollo de habilidades de los aprendices y, especialmente, cuáles pudieran desarrollar con el mínimo de asesoría al interior de la institución y/o fuera de ella.

 

Se inició con repostería y jardinería. Posteriormente, se creó el taller de encuadernación y artesanías en madera. Más tarde, el taller de jardinería se reemplazó por el de tejidos. Luego se incluyeron al programa los talleres de cerámica y estampación y se desmontó el de madera.

 

Actualmente, en el taller de repostería se producen productos en hojaldre, pasabocas, refrigerios, onces, tortas y ponqués, pan y pastas. En el de encuadernación se elaboran libros, libretas, agendas, álbumes y archivos y se restauran libros. En el taller de estampación, se producen telas en batick, papel ecológico y marmoleado para diferentes usos y empaques.

 

Los aprendices de cerámica crean objetos utilitarios y decorativos elaborados a mano con diversas técnicas, mientras que los de tejidos trabajan con telares verticales y horizontales para crear bufandas, tapetes y cojines.

 

Eventos sociales

Talleres Esperanza realiza diferentes eventos al año para conseguir el soporte económico que requieren, como el bingo y la exposición de fin de año, dos actividades institucionalizadas. En 2012 se hizo un torneo de golf y en 2014 se hará por primera vez un torneo de bolos.

 

Labor social

La consecución de recursos no siempre es una tarea fácil. Por esto, Talleres Esperanza creó las siguientes modalidades o programas:

  • 1-   Donando ESPERANZA: donaciones empresariales o personales, en dinero, en especie o en tiempo, dirigidas al objetivo general o destinado a los diferentes proyectos en beneficio de la comunidad.
  • 1-   Plan ESPERANZA: La forma de dar es lo significativo. Cuando se quiera transmitir un mensaje de felicitación, navideño o de condolencia, se pueden obsequiar Bonos Talleres Esperanza.
  • 1-   Plan Padrino: Cada persona puede hacer la diferencia en la vida de alguien apadrinando un aprendiz con una beca o un porcentaje de la misma.
  • 1-   Patrocinio o pauta publicitaria en la edición de la revista anual “La Tortuga”.
  • 1-    Asistencia y participación activa en patrocinio o asistencia a los eventos del año como el bingo, torneos deportivos, conciertos y exposiciones.
  • 1-   Participación en Voluntariado de Talleres Esperanza.
  • 1-   Donaciones en dinero: Cuenta corriente Banco de Bogotá No. 012083515, Cuenta de ahorro Davivienda No. 00620020687-5.

 

Amor de padres

Talleres Esperanza nace de la experiencia obtenida en Chile por la familia Gaitán Díaz, a través de la participación de su hija en una institución de capacitación para jóvenes con discapacidad cognitiva. A partir de esa exitosa vivencia la familia decidió, a su rfegreso a Bogotá, replicar la filosofía de esa organización.

 

Fue así como convocó a un grupo de padres, para fundar lo que es hoy Talleres Esperanza. En 1982 se creó en Bogotá, formalmente, esta corporación.

 

Rápidamente, los talleres se convirtieron en un lugar donde los jóvenes y adultos con discapacidad cognitiva podían formarse y descubrir sus habilidades naturales a través del trabajo.

 

Actualmente, la Corporación está conformada por la Asamblea General de Socios y la constituyen todos los padres de familia que se encuentran vinculados.

 

Información

Talleres Esperanza

Dirección: Carrera 48 No. 98-09

Teléfono: 6164077

www.talleresesperanza.org

 

Leave your comments

0
terms and condition.
  • No comments found