El Chef francés Dominique Asselin es un  amante de la cocina desde pequeño, por cosas del destino vino a Colombia, país que tenía como referente turístico y de riqueza culinaria. Gracias a su experiencia superior a los 30 años y rigor profesional se consolidó como Chef Ejecutivo del Restaurante Café Primavera, del Hotel Cosmos 100. Gourmet al día logró hablar con Dominique en exclusiva.

Julián Zapata: ¿Cuéntenos un poco sobre quién es Dominique Asselin, de dónde viene y qué ha sido lo más importante en el proceso de formación durante su carrera?  

Dominique Asselin: Soy oriundo de Labeaume, población al sur de Paris, a tan solo una hora de la capital francesa, desde muy joven empecé a formarse como Chef con la gran ventaja de contar con la enseñanza de reconocidos maestros que me enseñaron conceptos y las bases de mi carrera profesional. Desde los comienzos de mi formación aprendí que perseverar en esa labor es muy importante porque todos los días se aprende algo nuevo, ese constante aprendizaje con el tiempo lleva al éxito. Por esa razón yo soy muy agradecido con las enseñanzas que infundieron mis maestros ya que me sirvieron para mi vida.

Julián Zapata: ¿Cómo lo han marcado los viajes que ha realizado en su vida?

Dominique Asselin: Los concepto en la cocina lo definen los viajes que he realizado, ya que a partir de estas experiencias valoro los ingredientes típicos de cada país, al comprender el porque la gastronomía va más allá de las fronteras. Hoy en día se que cocina se define por lo tradicional, por esas costumbres que pasan de generación en generación, cruzando continentes, en donde los idiomas se unen para dar ese papel importante que la gastronomía tiene en la cultura mundial. 

Julián Zapata: ¿Cuál país fue el que lo marcó en cuanto a su profesión y por qué? 

Dominique Asselin: Cuba es un país en donde las restricciones marcan el trabajo de uno como Chef, ya que los productos no podían pedirse por cantidades y era complicado establecer con tiempo los menús, ya que los productos llegaban en las mañanas, y nos tocaba montar el menú con los ingredientes que contábamos, la mayoría de veces nos tocaba improvisar y ver que podíamos cocinar. 

Julián Zapata: ¿Cuáles son otros de sus hobbies a parte de la cocina?

Dominique Asselin: Compartir con mi hija y mi esposa los fines de semana, nos gusta salir a jugar baloncesto, ir a pueblos cercanos y cuando hay tiempo viajar por Colombia que tiene unas tierras extraordinarias, una diversidad climática y cultural que llega a mi corazón, por ejemplo me gusta la riqueza de artículos de cerámica. Cuando salgo con mi esposa nos gusta ir a restaurantes, allí yo me pongo en el papel del cliente y exijo mucho por la calidad de la comida que consumo. En estos momentos me doy cuenta que el cliente está por encima de los dueños y chefs de los restaurantes.     

Julián Zapata: Cuando no está en la cocina de su casa ¿quién lo consiente preparando los alimentos?  

Dominique Asselin: En la casa mi esposa es la encargada de la cocina, ya que ella disfruta cocinar y tiene esa sazón característica de los latinos. Creo que la cocina está en lo más intrínseco de mi familia. Mi hija también le gusta preparar comida, hace poco me sorprendió haciendo galletas y otro día un ponqué en compañía de la niñera.​​

Leave your comments

0
terms and condition.
  • No comments found